jueves, 10 de marzo de 2016

~Reseña~ El Sueño de los Muertos, o esos personajes que te atrapan para siempre


SINOPSIS
En un reino al borde de la guerra los destinos de un futuro rey y un esclavo que no se conocen parecen estar irremediablemente unidos.El príncipe heredero de Novana, Danekal, intenta averiguar quién está detrás del atentado que casi le cuesta la vida a su padre en vísperas de la firma de un tratado con la reina de un país vecino. Al mismo tiempo deberá lidiar con los nobles que esperan la muerte del rey Tearate para hacerse con la corona, una horda invasora y sus propios fantasmas interiores. Ajeno a ello, Kal, un hombre esclavizado por su capacidadpara encauzar una antigua magia llamada Shah, pugna por liberarse de las cadenas que lo someten a la mujer que obtiene de él su poder: su Melliza. Pese a sus enormes diferencias, el futuro rey y el esclavo descubrirán que existe entre ellos una unión, y que es mucho más profunda de lo que ambos suponen.


El Sueño de los Muertos es la segunda entrega de la saga de El Segundo Ocaso y esta vez viene de la mano de Minotauro. Al igual que la primera parte, La elegida de la Muerte, es una novela autoconclusiva pero necesaria para leer el tercer volumen, Entre las dos orillas. La historia se mueve entre varias tramas separadas de las que poco a poco iremos descubriendo la relación que tienen entre sí.

En primer lugar, la que se desarrolla en Lanhav, capital del reino de Novana, donde el rey ha sufrido un atentado cuando está a punto de firmar un tratado con la reina de Phanobia, un país vecino. Danekal, príncipe y heredero al trono, tendrá que descubrir qué ha ocurrido al tiempo que se enfrenta a las intrigas palaciegas y una amenaza creciente que se está fraguando en el norte.

En segundo lugar, la que transcurre en el Lugar, situado en ninguna parte, donde encontramos una antigua forma de magia, la Shah, que requiere de un hombre esclavizado para extraerla y una mujer para utilizarla. Ambos son llamados Mellizos, y él deberá renunciar a todo cuanto es para estar plenamente al servicio de su Melliza, con quien mantiene un vínculo irrompible. Pero el mellizo que protagoniza esta trama no puede olvidar su nombre, y esto le causará un enorme tormento.

En tercer lugar, la trama que se desarrolla en Phanobia, donde un fanático religioso está tomando el país a modo de Cruzada para su secta. Esta quizá es la trama que más flojea, pero me ha recordado mucho a la guerra santa en la que nos introduce Bakker en Príncipe de nada. Sobre todo por la manera de mostrarnos cómo piensa un fanático y cómo va persuadiendo a la gente para que lo siga. En este sentido, tanto con Vantar como con el resto de personajes de la novela se nota el trabajo de construcción de los mismos que hay detrás.


Si hay algo potente en esta novela de Virginia Pérez de la Puente (y en las demás también), son los personajes. Todos tienen su voz, su carisma. Son muy reconocibles, empresa difícil pero necesaria con la cantidad de personajes que aparecen en la novela. Danekal, Isobe, Evan, Dilanya, Angarad, Tije… Todos ellos se van haciendo un hueco en nuestro corazón… así que preparaos para que sea estrujado, porque nunca te puedes fiar de lo que vaya a ocurrir.

Porque ese es otro de los puntos fuertes: el ritmo, la tensión que se mantiene prácticamente durante todo el libro hasta el final. A esto ayuda la estructura que siguen los capítulos: cortos, desde un punto de vista, que va saltando de una ubicación (y una trama) a otra. El problema viene cuando una trama empieza a tener mucho más peso, que las otras se van diluyendo un poco, no porque no estén bien tratadas, sino porque lo que más le interesa al lector no está ahí.

En cuanto al worldbuilding, en esta novela se nota muchísimo el trabajo que hay detrás, que yo creo que es incalculable. En La elegida de la Muerte tenemos una península con dos países enfrentados, la religión de la Tríada y la de los öiyin y los ianïe, y pequeñas incursiones en Monmor. Ahora tenemos un país dividido, una guerra santa, unos bárbaros de los que apenas hay unas pinceladas, un Lugar y una magia que no sabemos muy bien cómo funciona… En esta segunda parte de El Segundo Ocaso se ve que hay mucho más detrás de lo que nos están contando. El mundo real donde hay muerte, guerras y politiqueo y el mundo onírico donde hay magia, dioses y elementos que no se pueden controlar.



A mi entender es un trabajo excelente en todos los aspectos. Virginia tiene una prosa estupenda y el desarrollo de la historia nada tiene que envidiar a Martin o Abercrombie. Cuesta un poco entrar al principio de la novela, ya que es un mundo nuevo; hay muchos nombres, lugares, que no conocemos. Ni siquiera el calendario va por meses o lunas, sino que está medido por las festividades, y es posible que al principio el lector se pueda sentir un poco perdido. Pero hay un mapa muy detallado y en la web de la saga hay muchísimo material complementario para que nos situemos mejor. Una vez que pasamos ese escollo inicial es imposible no sumergirse en una historia tan rica en detalles y giros argumentales que te mantiene pegado al libro hasta el final.

PD: Si queréis saber más sobre el Segundo Ocaso podéis seguir investigando en el blog o en la web oficial de la saga.

2 comentarios:

  1. Hola :) Llevo en mi lista con la primera parte de la novela de Virginia Pérez de la Puente ya un tiempo, me atrae desde la sinopsis y creo que es el tipo de historia que disfruto mucho leyendo. Buenos personajes, un mundo bien construido y una tensión narrativa que no se pierde. Un besin^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizá sea algo repetitiva, pero si te gusta Martin o Abercrombie es altamente probable que te guste esta saga :) Como bien dices, la tensión narrativa es alta. Normalmente acostumbro a pillarme algún Pratchett después de cada novela para respirar un poco xD

      Eliminar

Os agradezco cualquier opinión, sugerencia o crítica que queráis dejar en los comentarios. Eso sí, los comentarios con carácter ofensivo, xenófobo, homófobo, etc. y cargados de spam se eliminarán.